9 hábitos del cristiano altamente efectivo

Hace pocos dias leí sobre el fallecimiento de Stephen Covey autor del éxito de librería “Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva”, que por cierto es un libro muy interesante que me ha  influenciado en varios aspectos. Luego leí un artículo llamado “Los 7 habitos de los padres altamente inefectivos” en el cual la autora mencionaba que el título había sido inspirado en el libro de Stephen Covey. Eso me llevo a pensar en la idea de escribir un blog donde pudiese mencionar algunos hábitos que pueden hacer de un cristiano, un cristiano altamente efectivo y como consecuencia, nació esta nota de blog.

El primer punto que quisiera establecer bíblicamente es el hecho de que Dios desea que seamos efectivos como creyentes, Dios desea que cada creyente produzca fruto, y no solo un poco sino lo máximo que pueda producir.

Cuando producen mucho fruto, demuestran que son mis verdaderos discípulos. Eso le da mucha gloria a mi Padre.” Juan 15:8 NTV

Y lo segundo,  establecer porqué algunos hábitos pueden ayudar al creyente a ser fructífero en su vida cristiana. Una de las definiciones de la palabra hábito que aparece en el diccionario de la Real Academia Española es el siguiente:

“Modo especial de proceder o conducirse adquirido por repetición de actos iguales o semejantes, u originado por tendencias instintivas.”

Cuando un creyente constantemente practica cada una de las acciones que comparto a continuación, estas llegarán a convertirse en un hábito en su vida y la consecuencia de estos hábitos será una vida cristiana fructífera.

Algo interesante de los hábitos es el hecho de que son personales, nadie puede ejecutar estas acciones por nosotros; nosotros somos quienes decidimos ejecutar estas acciones y nosotros somos quienes cosecharemos sus beneficios o sus consecuencias, dependiendo de la calidad de hábitos que practiquemos. Dicho esto comenzamos con el primer hábito.

La oración: El hábito de la oración es clave para una vida cristiana, si no practicamos una vida de oración no crecemos espiritualmente, mucho menos daremos fruto. Jesús mismo sentó las bases de una vida de oración.

“Así que Jesús muchas veces se alejaba al desierto para orar.” Lucas 5:16 NTV

El Apóstol Pablo recomendó:

“Nunca dejen de orar.” 1 Tesalonicenses 5:17 NTV

El tiempo de oración más poderoso para nuestras vidas es el que tenemos a solas con Dios. Este tiempo implica intimidad con Dios.  Jesús dijo:

“Pero tú, cuando ores, apártate a solas, cierra la puerta detrás de ti y ora a tu Padre en privado. Entonces, tu Padre, quien todo lo ve, te recompensará.” Mateo 6:6 NTV.

Estudiar y meditar  la Palabra de Dios: Este hábito junto con el anterior son las bases fundamentales para la vida cristiana. No podemos llamarnos autenticos cristianos si no los practicamos. (OJO  este hábito es más que solo leer la Biblia)

Estudia constantemente este libro de instrucción. Medita en él de día y de noche para asegurarte de obedecer todo lo que allí está escrito. Sólo entonces prosperarás y te irá bien en todo lo que hagas. Josué 1:8 NTV

Toda la Escritura es inspirada por Dios y es útil para enseñarnos lo que es verdad y para hacernos ver lo que está mal en nuestra vida. Nos corrige cuando estamos equivocados y nos enseña a hacer lo correcto.  Dios la usa para preparar y capacitar a su pueblo para que haga toda buena obra. 2 Timoteo 3:16-17

Si deseamos una relación personal fuerte y sólida con Dios, estos dos hábitos son los cimientos para construirla.

Alabar el nombre de Dios. Cuando una persona desarrolla el hábito de alabar a Dios constantemente, su perspectiva de la vida cambia y su espiritu se fortalece. Además, seguramente servirá de ejemplo e inspiración para los que le rodean, especialmente si son personas que no conocen a Dios.

Alabaré al Señor en todo tiempo; a cada momento pronunciaré sus alabanzas. Sólo en el Señor me jactaré; que todos los indefensos cobren ánimo. Vengan, hablemos de las grandezas del Señor; exaltemos juntos su nombre. Salmo 34:1-3 NTV 

Así que ofrezcamos continuamente a Dios, por medio de Jesucristo, un sacrificio de alabanza, es decir, el fruto de los labios que confiesan su nombre. Hebreos 13:15 NVI

Predicar la Palabra de Dios: Este hábito es clave para la efectividad del cristiano. En la última carta que el apóstol Pablo escribe a Timoteo nos deja ver la trascendental importancia que tiene el ponerlo en práctica.

En presencia de Dios y de Cristo Jesús —quien un día juzgará a los vivos y a los muertos cuando venga para establecer su reino— te pido encarecidamente: predica la palabra de Dios. Mantente preparado, sea o no el tiempo oportuno. Corrige, reprende y anima a tu gente con paciencia y buena enseñanza…….Ocúpate en decirles a otros la Buena Noticia y lleva a cabo todo el ministerio que Dios te dio. 2 Timoteo 4: 1-2 y 5c NTV

Me gusta mucho este pasaje porque nos deja implicita la forma en que debemos discípular y nos deja claro el contenido de nuestro mensaje: La Palabra de Dios. Además cuando dice “Ocúpate en decirles a otros la Buena Noticia” nos deja ver que no es algo opcional el hablar a otros de Jesús sino algo prioritario y que necesita volverse un hábito en nuestra vida.

Congregarse: Este es un hábito que muchos lo practican pensando que en él se encuentra la salvación. Pero no es así, la vida eterna no se hereda solo por congregarse. Y por otro lado están quienes prefieren no congregarse por distintas razones que les parecen muy valederas, sin embargo, no hay razón que valga contra la ordenanza bíblica.

Y no dejemos de congregarnos, como lo hacen algunos, sino animémonos unos a otros, sobre todo ahora que el día de su regreso se acerca. Hebreos 10:25 NTV

Si aún no lo tenemos, busquemos un lugar donde se reunan cristianos genuinos y congreguemonos con regularidad, hagamos de ello un hábito, Dios es sabio y sabe porque es conveniente hacerlo.

Dar dinero para la obra de Dios: Este es un hábito cuestionado por algunos. Personalmente yo lo he practicado en mi vida y no tengo nada de que lamentarme, antes bien, he disfrutado mucho la bendición de poder hacerlo. La iglesia de Filipos era una iglesia que tenía el hábito de  dar para la obra de Dios desempeñada por el apóstol Pablo y veamos lo que él les escribe:

 Como saben, filipenses, ustedes fueron los únicos que me ayudaron económicamente cuando les llevé la Buena Noticia por primera vez y luego seguí mi viaje desde Macedonia. Ninguna otra iglesia hizo lo mismo.Incluso cuando estuve en Tesalónica, ustedes me mandaron ayuda más de una vez. No digo esto esperando que me envíen una ofrenda. Más bien, quiero que ustedes reciban una recompensa por su bondad. Por el momento, tengo todo lo que necesito, ¡y aún más! Estoy bien abastecido con las ofrendas que ustedes me enviaron por medio de Epafrodito. Son un sacrificio de olor fragante aceptable y agradable a Dios. Y este mismo Dios quien me cuida suplirá todo lo que necesiten, de las gloriosas riquezas que nos ha dado por medio de Cristo Jesús. Filipenses 4: 15-19 NTV

Pablo  no presenta este hábito como una obligación, pero si como una bendición tanto para el que recibe como para el que da. Mi exhortación personal es desarrollar el hábito de dar para la obra de Dios, es seguro que estamos siendo más fructíferos para Dios si lo hacemos.

Dar Gracias: La gratitud es un hábito que Dios mismo desea que desarrollemos. Una persona agradecida estará muy lejos de ser dominada por la amargura, depresión o de olvidar las bondades de Dios para su vida. No cabe duda que una persona agradecida vive más feliz que la que no agradece.

Sean agradecidos en toda circunstancia, pues esta es la voluntad de Dios para ustedes, los que pertenecen a Cristo Jesús. 1 Tesalonicenses 5:18 NTV

Huir de lo que le pueda llevar a pecar: Este es un hábito que necesita ser desarrollado en la vida de cada cristiano.

Huye de todo lo que estimule las pasiones juveniles. En cambio, sigue la vida recta, la fidelidad, el amor y la paz. Disfruta del compañerismo de los que invocan al Señor con un corazón puro. 2 Timoteo 2:22 NTV

Al decir “pasiones juveniles” el apóstol se refiere a deseos pecaminosos de la carne.

 Las tentaciones que enfrentan en su vida no son distintas de las que otros atraviesan. Y Dios es fiel; no permitirá que la tentación sea mayor de lo que puedan soportar. Cuando sean tentados, él les mostrará una salida, para que puedan resistir. 1 Corintios 10:13 NTV.

Hagámos un hábito el evitar todo aquello que pueda llevarnos a pecar y seguramente le fallaremos menos a Dios y disfrutaremos del gozo de una vida en victoria.

Cuidar el cuerpo: Desarrollar el hábito de cuidar nuestro cuerpo conlleva aplicar otros hábitos en nuestra vida, por ejemplo: Hacer ejercicio, alimentarse sanamente, descansar bien y algunos más. Una vez más, es el apóstol Pablo quién hace la exhortación a Timoteo.

Ten mucho cuidado de cómo vives y de lo que enseñas. Mantente firme en lo que es correcto por el bien de tu propia salvación y la de quienes te oyen. 1 Timoteo 4:16 NTV

La frase “Ten cuidado de cómo vives” es la que me da pie a pensar que el apóstol también está pensando en el cuidado de su cuerpo, alimentación, descanso, etc. Más adelante le dice:

No bebas agua solamente. Deberías tomar un poco de vino por el bien de tu estómago, ya que te enfermas muy seguido. 1 Timoteo 5:23

Entre mejor cuidemos el templo del Espíritu Santo más energía y salud tendremos para seguir dando fruto en la obra de Dios.

Estoy convencido que estos hábitos no son todos los que debe vivir un creyente para ser efectivo o frutctífero en el reino de Dios pero si nos dan una buena orientación de por donde empezar.

Espero que esta lectura sea de bendición para tu vida y te pido favor que, de ser posible, la compartas en tu red social o de la forma que consideres más conveniente a fin de que la Palabra de Dios pueda llegar a más lugares.

Deseo finalizar esta nota con el siguiente versículo:

No quiero decir que ya haya logrado estas cosas ni que ya haya alcanzado la perfección; pero sigo adelante a fin de hacer mía esa perfección para la cual Cristo Jesús primeramente me hizo suyo. No, amados hermanos, no lo he logrado, pero me concentro sólo en esto: olvido el pasado y fijo la mirada en lo que tengo por delante, y así avanzo hasta llegar al final de la carrera para recibir el premio celestial al cual Dios nos llama por medio de Cristo Jesús. Filipenses 3:12-14

Bendiciones siempre!!

About these ads

Acerca de William Arévalo

Dinámico predicador y líder de Alabanza Pastor de Centro de Vida Cristiana en Tinley Park IL
Esta entrada fue publicada en Misceláneos, Un buen consejo y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a 9 hábitos del cristiano altamente efectivo

  1. Gloria Estrada dijo:

    Es un buen artículo, y es verdad que tenemos que practicar estos hábitos para que Dios reciba la honra y para ser bendecidos. Dios siga bendiciendo su ministerio.

  2. Gamaliel Arrué dijo:

    Gracias por compartir estos habitos que cultivan y engrandecen la vida de todo cristiano deseoso de crecer con la finalidad de guiar a otros por el camino que dejo ayanado Jesús nuestro Señor, bendiciones para ti Wiliam y tu familia.

  3. dora sustaita dijo:

    Gracias por este articulo, ha sido de bendicion para mi vida. Dios los bendiga

  4. juan ahumada dijo:

    Es un articulo muy cierto y muy oportuno en este momento para mi vida. gracias hermano. y por favor necesito oracion. estoy pasando una situacion dificil de incertidumbre y aunque conozco del senor hace 10 anos. me cuesta mucho obedecer. y ser un cristiano de verdad.

  5. JoséManuel Rodríguez Hernández dijo:

    coincido con los hábitos aqui mencionados y sin duda faltan algunos. ¿Cuantas bendiciones recibiríamos si tan solo practicáramos los mencionados, sin duda, Dios nos usaría más en nuestros ministerios.

  6. henry dijo:

    es una bendicion para mi vida gracias.

¿Qué piensas de este artículo?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s